La hipertensión es un problema que afecta más a las personas mayores cierto, pero es un error pensar que solo puede darse a partir de determinada edad. La realidad es que también puede padecerla gente joven, aunque sea menos común. La causa de que una parte de la población sea más propensa que otra se debe a que con el paso del tiempo empeora la circulación y nuestras arterias no tienen el mismo rendimiento.

Si concretamos sobre la prevalencia, “la hipertensión arterial en adultos afecta a alrededor del 30 o 45 por ciento de la población. Es más común en edad avanzada (llegando a más del 60 por ciento en personas con más de 60 años). La HTA fue el líder global en contribuir a la muerte súbita con casi 10 millones de muertes en 2015”, puntualiza Antonio Castro Fernández, responsable del Área de Cardiología del Hospital Vithas Nisa Sevilla y presidente de la Sociedad Andaluza de Cardiología (SAC).


Un nuevo estudio grande, sin embargo, Un nuevo estudio grande, sin embargo, indicó que las personas con hipertensión vivían más tiempo y con menor riesgo de enfermedad cardíaca si reducían la presión sanguínea sistólica hasta 120 usando medicamentos. Desafortunadamente, este beneficio conlleva un aumento significativo del riesgo de efectos secundarios:
Este estudio evalúa si los hábitos alimenticios bajos en calorías y sodio, junto con ejercicios aeróbicos, pueden mejorar la presión arterial en pacientes que no responden a las medicinas para la hipertensión. Para participar, usted debe tener al menos 35 años de edad y sufrir de presión arterial alta que no responda a medicinas. Tenga en cuenta que este estudio se realiza en Durham, Carolina del Norte.
Panel de expertos en salud cardiovascular y la reducción de riesgos en niños y adolescentes de NHLBI: Hemos apoyado el desarrollo de guías basadas en la investigación actualizada para evaluar y manejar el riesgo de enfermedades cardíacas en niños y adolescentes, incluida la hipertensión. Visite el Panel de expertos en guías integradas para salud cardiovascular y reducción de riesgos en niños y adolescentes (en inglés) para más información.

El estrés elevado es un mal compañero de la presión arterial y de la salud en general. Cuando nuestro cuerpo está en alerta constante, el corazón está acelerado y los vasos sanguíneos constreñidos. Por eso, hay que tratar de controlarlo y no dejar que los nervios y la ansiedad imperen en nuestra vida. Practicar meditación o respirar de manera consciente puede ayudar en este proceso de relajación porque disminuyen la frecuencia cardiaca y, por tanto, la presión arterial.

La presión arterial es la fuerza con la que la sangre viaja por nuestro cuerpo, por ello resulta importante mantener unos valores adecuados para garantizar al máximo la salud cardíaca. La tensión arterial alta es un padecimiento muy común que pone en riesgo la salud del corazón, haciéndonos más propensos a sufrir enfermedades cardíacas. Llevar una dieta adecuada y tomar la medicación indicada por un especialista, es fundamental para mejorar este cuadro, por eso en nuestro artículo 5 recetas para bajar la presión alta te damos soluciones alimenticias para combatir este problema.
Se puede decir que la tensión arterial considerada ideal es de 119/79 mm/Hg, pero lo cierto es que la tensión arterial normal tiene un rango más amplio que este. Se trata de hipertensión arterial cuando la tensión es superior a 140/90 mm/Hg, o 140 mm/Hg de presión sistólica y 90 mm/Hg de presión diastólica, y se habla de hipotensión arterial si la tensión es inferior a 100/60 mm/Hg, es decir, 100 mm/Hg de presión sistólica y 60 mm/Hg de presión diastólica.
La mayoría de los estudios científicos muestran que la reducción del consumo de sal reduce la presión arterial, siendo este efecto más pronunciado en las personas hipertensas, las personas obesas y los ancianos. La respuesta ante la reducción del consumo de sal varía mucho entre distintas personas y puede no reportar beneficios perceptibles en personas con niveles iniciales normales.

El tensiómetro con la pantalla nos da a conocer dos valores básicos e importantes. La parte superior, indica la presión sistólica, es decir, la correspondiente a cuando el corazón late y bombea la sangre. Este valor está relacionado con la presión máxima de la sangre en la red arterial. En la parte inferior del tensiómetro, encontramos el segundo valor, correspondiente con la presión diastólica, cuando el corazón no está bombeando, es decir, entre los latidos. Esta está relacionada con la presión sanguínea mínima en las arterias, la relajación máxima del ventrículo.
Reacción alérgica grave (anafilaxis). Los desencadenantes frecuentes de esta reacción grave que puede poner en riesgo la vida comprenden alimentos, determinados medicamentos, veneno para insectos y el látex. La anafilaxis puede provocar problemas respiratorios, urticaria, picazón, hinchazón en la garganta y un descenso de la presión arterial peligroso.
Puede consultar las listas oficiales  percentiles de presión de la sangre, elaborados con la altura, peso e índice de masa corporal (IMC) de datos de ciertos grupos de niños y adultos. Los gráficos están disponibles en todas las clínicas. PA superior a los niveles normales se refiere como la PA alta o hipertensión. La condición en la que    los niveles normales de presión arterial tienen experiencia más baja se denomina como la hipotensión. Resultados del envejecimiento en los niveles más altos de la PA. Aparte de esto, el estrés físico o emocional, dieta inadecuada, el consumo excesivo de sal común, estilo de vida sedentario, tabaquismo, consumo excesivo de alcohol, el consumo excesivo de cafeína, la nicotina, las pastillas anticonceptivas, la predisposición genética, los antecedentes familiares, el exceso de peso o la obesidad pueden afectar los niveles de presión arterial. Los niveles también varían según la altura. Las mujeres pueden experimentar presión arterial alta o baja durante el embarazo. Las mujeres menopáusicas en general, tienen niveles más altos de PA  ya que los niveles de estrógeno bajan significativamente. La hormona femenina estrógeno ayuda a regular los niveles de presión arterial.
Si quieres estar seguro de que tu tensión arterial es normal necesitas valores significativos, es recomendable que la midas y documentes regularmente. Medirse la tensión arterial algunas veces en el doctor no es algo ideal ni suficiente para conocer a fondo tu tensión arterial. De hecho, es común que los valores en la consulta con el médico sean elevados, ya que, durante las citas médicas existe un nivel de nerviosismo que dispara la tensión arterial por ende son elevados, esto es conocido como hipertensión de bata blanca.

La Asociación Americana del Corazón, la Sociedad Americana de Hipertensión, la Sociedad Europea de Hipertensión, y otros grupos afines reconocen la dificultad para determinar el verdadero nivel de la presión arterial de las personas sobre la base de una o dos mediciones en el momento de una visita al médico. Estas muy respetadas organizaciones recomiendan el monitoreo en el hogar con el fin de obtener una estimación inicial y fiable de su verdadera presión arterial. Obtener estas lecturas en casa son una buena herramienta para que usted y su médico tengan la información necesaria para tomar las mejores decisiones sobre su tratamiento.


Ensayo del tratamiento antihipertensivo y de reducción de lípidos para prevenir ataques al corazón (ALLHAT, por sus siglas en inglés). Este estudio del NHLBI comenzó en 1994 y duró ocho años. En una parte del estudio participaron personas con presión arterial alta y en otra parte participaron personas con colesterol alto en sangre. Los hallazgos de ALLHAT dieron a conocer la manera en la que tratamos la presión arterial alta y el colesterol alto en sangre. Visite el Ensayo del tratamiento antihipertensivo y de reducción de lípidos para prevenir ataques al corazón (en inglés) para obtener más información sobre todas las actividades de investigación y avances de este estudio.
Estudio de la salud de la comunidad hispana/Estudio de latinos (HCHS/SOL, por sus siglas en inglés). El NHLBI apoya el HCHS/SOL, el cual es el estudio más integral a largo plazo sobre la salud y las enfermedades de los hispanos y latinos que viven en Estados Unidos. La información del estudio abrirá el camino para futuras investigaciones sobre posibles causas de las diferencias de salud entre las comunidades hispanas y latinas. Visite el Estudio de la salud de la comunidad hispana/Estudio de latinos (en inglés) para obtener más información.
Si tu presión arterial está extrañamente alta, tendrás que bajarla tan rápido como sea posible. Hay maneras de hacer esto utilizando nada más que una dieta y un estilo de vida, pero si ya enfrentas la hipertensión, es posible que tu mejor opción sea que tu doctor te prescriba un medicamento. Aquí encontrarás lo que necesitas saber sobre las opciones disponibles para ti.

6. Una lectura de presión arterial significa muy poco. El consejo de "Controle su presión arterial una vez al año" es inútil. ¿A qué hora del día? ¿Había ingerido alimentos menos salados recientemente? ¿Te relajado ese día, cuando son generalmente mucho más estresado? ¿Si hubiera ejercido recientemente vigorosamente? Debe comprobar su presión arterial con más frecuencia que una vez al año, especialmente si se muestran "límite" lecturas. I puede producir una muy baja o muy alta la presión arterial, a su voluntad, basada en lo que hago durante las 24 horas anteriores a la medición.


La Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda un consumo de potasio de al menos 3510 mg al día para evitar la hipertensión, pues este mineral es capaz de eliminar el sodio y reducir la presión arterial. Para conseguirlo, en tu cesta de la compra no deben faltar frutas como los plátanos o las papayas, tubérculos como las patatas o las verduras de hojas verdes. Tampoco olvides los lácteos como leche o yogur, las legumbres como los frijoles y los guisantes, y frutos secos, especialmente nueces. 

Los hábitos de alimentación saludable para el corazón, tales como el plan alimentario DASH. La investigación financiada por el Instituto Nacional del Corazón, Pulmón y Sangre (NHLBI, por sus siglas en inglés) ha demostrado que el combinar DASH con un plan alimentario bajo en sal puede ser tan efectivo como las medicinas para disminuir la hipertensión. Obtenga más información sobre los efectos de disminuir la presión arterial y otros beneficios para la salud del plan alimentario DASH (en inglés).
Estar físicamente activo. Existen muchos beneficios de estar físicamente activo y realizar la cantidad recomendada de actividad física cada semana. Los estudios muestran que la actividad física puede ayudar a reducir y controlar los niveles de presión arterial alta. Antes de comenzar un programa de ejercicios, pregúntele a su médico qué nivel de actividad física es el adecuado para usted.
Todas las personas mayores de 3 años deberían pasar por una evaluación de presión arterial realizada por un profesional de la salud al menos una vez al año. Su médico utilizará una evaluación de presión arterial para ver si las lecturas de su presión arterial son constantemente altas. Incluso los pequeños incrementos en la presión arterial sistólica pueden debilitar y dañar los vasos sanguíneos. Su doctor le recomendará cambios para tener un estilo de vida saludable para ayudarlo a controlar su presión arterial y evitar que desarrolle hipertensión.
El diagnóstico se basa en un sencillo procedimiento de medición, aunque en algunos casos son necesarias otras pruebas como el holter de presión arterial. Es imprescindible completar el estudio con un análisis de laboratorio (de sangre y orina) y un electrocardiograma. Para facilitar un diagnóstico es muy importante tener presente estas recomendaciones:
La mayoría de los estudios científicos muestran que la reducción del consumo de sal reduce la presión arterial, siendo este efecto más pronunciado en las personas hipertensas, las personas obesas y los ancianos. La respuesta ante la reducción del consumo de sal varía mucho entre distintas personas y puede no reportar beneficios perceptibles en personas con niveles iniciales normales.
Los niveles de presión sanguínea deben ser menores que en personas adultas. Se determina que un niño presenta una medición anormal cuando la presión sistólica es superior a 140 mmHG y la diastólica está por encima de los 90 mmHg. Estadísticamente la causa de niños con valores anormales se debe a la obesidad o sobrepeso (aunque tampoco se pueden descartar causas motivadas en trastornos hormonales o enfermedades de riñón)
Una red de nervios, hormonas y estructuras cerebrales se encarga de regular la presión sanguínea. Es totalmente natural que fluctúe a corto plazo, debido por ejemplo a esfuerzos físicos, excitación mental, consumo de café u otros factores. Sin embargo, las oscilaciones continuadas de la presión arterial, en especial la hipertensión constante, han de ser evaluadas por el médico, puesto que pueden constituir un indicio de ciertas enfermedades o derivar en patologías graves como el infarto cardiaco o el accidente cerebrovascular.
La presión arterial alta es un problema de salud frecuente hoy en día. Casi una tercera parte de los adultos en Estados Unidos tienen la presión arterial alta; ¿quizás tú o alguien de tu familia la sufran? La presión arterial alta no es necesariamente algo que pueda sentirse, pero aumenta el riesgo de enfermedades graves como embolias y ataques al corazón.
Una alimentación saludable incluye un consumo de sal común de aproximadamente 5 o 6 gramos al día, que se puede alcanzar fácilmente eliminando el salero de la mesa y prestando atención al etiquetado alimentario para evitar los que son ricos en sal como salazones, conservas en general, zumos de hortalizas envasados y la mayorías de los quesos. Así se puede obtener un descenso de la presión arterial de hasta 5 mmHg, según detalla Rodilla.
Limita el consumo de bebidas alcohólicas. Incluso si estás sano, el alcohol puede aumentar la presión arterial. Si bebes alcohol, hazlo con moderación. Para los adultos saludables, beber con moderación significa una bebida al día para las mujeres y hasta dos bebidas al día para los hombres. Una bebida equivale a 12 onzas (350 ml) de cerveza, 5 onzas (147 ml) de vino o 1,5 onzas (44 ml) de licor con graduación de 80 grados.
Lo recomendable es tener una presión sistólica que no supere los 120 mm y la diastólica siempre por debajo de 90 mm. Por tanto, una tensión arterial óptima sería la que se encontrara por debajo de 120 mm y por debajo de 80mm. La tensión arterial normal generalmente se encuentra entre 120 y 129 mm en la sistólica y entre 80 y 84 mm en la diastólica. Cuando los valores son iguales o superiores a 140 mm y a 90 mm, nos indica una tensión alta o hipertensión. Si por el contrario son valores iguales o inferiores a 100 mm y a 60 mm, se trata de una tensión baja o hipotensión.

Mantener un registro de su presión arterial es importante. Su médico puede ayudarlo a aprender cómo controlar su presión arterial en casa. Cada vez que controle su propia presión arterial, registre los números y la fecha. Envíe o lleve consigo el cuaderno de registro con las lecturas de presión arterial a la consulta médica. Regrese a Detección y prevención para recordar cómo prepararse para una evaluación de presión arterial.


Alta PA indica que la sangre se bombea con fuerza (con más fuerza) por el corazón. Más fuerza es ejercida para bombear la misma cantidad de sangre dentro del mismo tiempo. En la hipotensión, la condición es exactamente lo contrario. La gama de presión arterial normal para adultos es de 120-80.  En el siguiente gráfico de la presión arterial  se describe la hipertensión leve y grave e hipotensión.
Blood pressure is the force of your blood pushing against the walls of your arteries. Each time your heart beats, it pumps blood into the arteries. Your blood pressure is highest when your heart beats, pumping the blood. This is called systolic pressure. When your heart is at rest, between beats, your blood pressure falls. This is called diastolic pressure.
Un programa de ejercicios completo, como el programa Peak Fitness, parece ser muy importante para la producción de beneficios a largo plazo en personas con presión arterial alta. Casi todos los programas deberían incorporar ejercicios anaeróbicos o ejercicios de alta intensidad una o tres veces a la semana, ya que estos ejercicios han mostrado ser, incluso, más eficaces que el ejercicio aeróbico para reducir el riesgo de muerte por ataque cardiaco.
La Fundación Española del Corazón (FEC) advierte de que las personas que fuman tienen entre dos y tres veces más riesgo de tener un accidente cardiovascular que los no fumadores, ya que el tabaco favorece la aparición de trombos y fomenta la acumulación de colesterol ‘malo’ y la reducción del colesterol ‘bueno’. Dejar de fumar tiene consecuencias positivas inmediatas para la presión arterial, ya que la salud cardiovascular mejora después de dejar este hábito tan dañino.

Como podemos observar en la tabla anterior, los valores de tensión arterial son considerados ideales por la OMS cuando se encuentran por debajo de 120 mmHg sistólica y 80 mmHg diastólica. Cuando los valores se encuentran entre 120-139 mmHg sistólica y 80-89 mmHg diastólica es considerada tensión arterial normal alta. Cuando el rango de la presión arterial está entre 140-159 mmHg sistólica y 90-99 mmHg diastólica se clasifica como hipertensión leve. Se considera hipertensión moderada cuando los rangos están entre 160-170 mmHg sistólica y 100-109 mmHg diastólica, por último, está la hipertensión severa que es cuando los valores se encuentran de 180 hacia arriba en la tensión sistólica y por encima de 139 en la diastólica.
Puede consultar las listas oficiales de la presión de la sangre, elaboradas con la altura, el peso y el índice de la masa corporal (IMC) de los datos de ciertos grupos de niños y adultos. Los gráficos están disponibles en todas las clínicas. La PA superiora a los niveles normales, se refiere como la PA alta o la hipertensión. La condición en la que los niveles normales de la presión arterial tienen el nivel más bajo se denomina como la hipotensión. Los resultados del envejecimiento, són los niveles más altos de la PA. Aparte de esto, el estrés físico o emocional, la dieta inadecuada, el consumo excesivo de la sal común, el estilo de vida sedentario, el tabaquismo, el consumo excesivo del alcohol, el consumo excesivo de la cafeína, la nicotina, las pastillas anticonceptivas, la predisposición genética, los antecedentes familiares, el exceso del peso o la obesidad, pueden afectar a los niveles de la presión arterial. Los niveles también varían según la altura. Las mujeres pueden experimentar la presión arterial alta o baja durante el embarazo. Las mujeres menopáusicas, en general, tienen los niveles más altos de PA,  ya que los niveles de estrógeno bajan significativamente. La hormona femenina, el estrógeno, ayuda a regular los niveles de presión arterial.
Para controlar o reducir la presión arterial alta, es posible que su médico le recomiende adoptar cambios en el estilo de vida para tener un corazón saludable, por ejemplo un hábito de alimentación saludable para el corazón como el plan de alimentación de Enfoque Dietético para Detener la Hipertensión (DASH, por sus siglas en inglés), ya sea solo o con medicinas. Controlar o disminuir la presión arterial también puede ayudar a prevenir o retrasar las complicaciones por hipertensión arterial, tales como enfermedad renal crónica, ataque al corazón, insuficiencia cardíaca, derrame cerebral y posible demencia vascular.
La presión sanguínea es la tensión ejercida por la sangre que circula sobre las paredes de los vasos sanguíneos, y constituye uno de los principales signos vitales. La presión de la sangre disminuye a medida que la sangre se mueve a través de arterias, arteriolas, vasos capilares, y venas; el término presión sanguínea generalmente se refiere a la presión arterial, es decir, la presión en las arterias más grandes, las arterias que forman los vasos sanguíneos que toman la sangre desde el corazón. La presión arterial es comúnmente medida por medio de un esfigmomanómetro, que usa la altura de una columna de mercurio para reflejar la presión de circulación (ver Medición no invasiva más abajo). Los valores de la presión sanguínea se expresan en milímetros del mercurio (mmHg), a pesar de que muchos dispositivos de presión vascular modernos ya no usan mercurio.
En casi todos los países de ingresos altos, el diagnóstico y tratamiento generalizado de esas personas con medicamentos de bajo costo ha propiciado una reducción significativa de la proporción de personas con tensión arterial elevada, así como de la tensión arterial media en todas las poblaciones, lo que ha contribuido a reducir la mortalidad por enfermedades del corazón. Por ejemplo, el 31% de los adultos en la Región de las Américas de la OMS padecía tensión arterial elevada en 1980, en comparación con 18% en 2014.
¿Tienes hipertensión o crees que puedes tenerla? Si es así pide cita con tu médico y empieza a medirte de manera constante la presión arterial. Es fundamental el control sistemático y poder hacer un análisis de su evolución. Si bien, lo mejor que puedes hacer es aprender a prevenir dichas subidas y saber cómo bajar la tensión arterial rápidamente en casa si es necesario.
Leche materna. Los estudios han demostrado que los bebés que son alimentados con leche materna durante más de 12 meses tienen un riesgo mucho menor de desarrollar hipertensión. Los investigadores creen que los ácidos grasos poliinsaturados de cadena larga (los mismos que se encuentran en el pescado graso) en la leche materna proporcionan un efecto protector en los recién nacidos.
You will work with your provider to come up with a treatment plan. It may include only the lifestyle changes. These changes, such as heart-healthy eating and exercise, can be very effective. But sometimes the changes do not control or lower your high blood pressure. Then you may need to take medicine. There are different types of blood pressure medicines. Some people need to take more than one type.
Presión alta o hipertensión es cuando la sangre pasa por las arterias con demasiada fuerza. El corazón debe esforzarse más cuando la presión arterial es alta, y aumenta su riesgo de enfermedades del corazón y diabetes. La presión alta aumenta el riesgo de ataques al corazón, derrames y problemas con los ojos y riñones. La presión alta es un problema que no desaparece solo; requiere tratamiento y cambios de alimentación y estilo de vida.
El método auscultatorio necesariamente se tiene que hacer de forma manual, mediante un estetoscopio y un brazalete inflable conectado a un manómetro que es el aparato que mide la presión. Se basa en los sonidos de Korotkoff. Cuando el brazalete de un esfigmomanómetro se coloca alrededor del brazo de un paciente, y se insufla hasta alcanzar una presión por encima de su presión sanguínea sistólica no habrá un sonido audible, ya que el brazalete impide el flujo de sangre por la arteria. Cuando se va desinflando progresivamente, en el momento en el que la presión en el manguito se iguala a la presión sistólica, se empieza a escuchar un ruido (primer sonido de Korotkoff). Cuando la presión en el manguito cae por debajo de la presión diastólica, los sonidos dejan de escucharse y es en ese momento cuando se determina la presión arterial diastólica. Este método requiere de personal entrenado en escuchar los sonidos, un ambiente silencioso y unos aparatos de medida adecuados. 
Individual and family medical and dental insurance plans are insured by Cigna Health and Life Insurance Company (CHLIC), Cigna HealthCare of Arizona, Inc., Cigna HealthCare of Illinois, Inc., and Cigna HealthCare of North Carolina, Inc. Group health insurance and health benefit plans are insured or administered by CHLIC, Connecticut General Life Insurance Company (CGLIC), or their affiliates (see a listing of the legal entities that insure or administer group HMO, dental HMO, and other products or services in your state). Group Universal Life (GUL) insurance plans are insured by CGLIC. Life (other than GUL), accident, critical illness, hospital indemnity, and disability plans are insured or administered by Life Insurance Company of North America, except in NY, where insured plans are offered by Cigna Life Insurance Company of New York (New York, NY). All insurance policies and group benefit plans contain exclusions and limitations. For availability, costs and complete details of coverage, contact a licensed agent or Cigna sales representative. This website is not intended for residents of New Mexico.
El corazón transporta la sangre a todas las partes del cuerpo a través de ciertos vasos llamados arterias. La presión arterial es la fuerza de la sangre que empuja adelante a través del cuerpo y contra las paredes de las arterias. Entre mayor es la presión arterial, mayor es el riesgo de sufrir un derrame cerebral, un infarto, una insuficiencia cardíaca, una insuficiencia renal o la muerte.
Ira, estrés y preocupaciones: en momentos de ira o de peligro o de estrés, por ejemplo, las glándulas suprarrenales, situadas junto a los riñones, descargan una hormona muy potente llamada adrenalina. Esta sustancia química contrae las arterias haciendo que se eleve la tensión arterial. Es el mismo efecto que ocurre con una manguera cuando estrechamos la boquilla. Por eso, cuando estamos preocupados, sentimos ira o miedo, la tensión arterial puede elevarse un 50% sobre su nivel normal.
Existen tablas con valores aceptables de presión arterial según edad y con  percentiles, 5,10, 25, 50, 75, 90 y 95 de altura. Son decenas de valores posibles, por lo que nadie los sabe  de memoria. Después de medir la presión del niño, es necesario definir en qué percentil de altura él está para poder, a través de la tabla, interpretar sus niveles de presión arterial.
El corazón transporta la sangre a todas las partes del cuerpo a través de ciertos vasos llamados arterias. La presión arterial es la fuerza de la sangre que empuja adelante a través del cuerpo y contra las paredes de las arterias. Entre mayor es la presión arterial, mayor es el riesgo de sufrir un derrame cerebral, un infarto, una insuficiencia cardíaca, una insuficiencia renal o la muerte.
De acuerdo con las pautas de la Asociación Estadounidense del Corazón (AHA) y del Colegio Americano de Cardiología (ACC), una lectura por debajo de 120/80 mm Hg se clasifica como presión arterial normal. Aquellos con una lectura de presión arterial entre 120/80 y 129/80 se clasifican dentro de una categoría llamada presión arterial elevada. La hipertensión se define como una lectura de 130/80 o superior.
Me permito aportar mi opinión: ante situaciones como esta la Atención Primaria vuelve a tomar un papel destacado en la prevención y diagnóstico precoz de HTA y sus complicaciones. El papel de los cuidados va a ser primordial dado que no todos los casos de HTA precisan medicación… llevar a cabo una dieta saludable reduciendo ingesta de sal y grasas saturadas —evitando especialmente los alimentos procesados sobrecargados de azúcares añadidos, sal y/o grasas saturadas— , ejercicio físico habitual, evitar y corregir sobrepeso y obesidad, evitar/abandonar hábitos tóxicos… son medidas que tomarán un protagonismo destacado en esta nueva valoración, con lo que el papel de los enfermeros de Atención Primaria recuperan un protagonismo ahogado a base de recortes, a pesar de que las administraciones y servicios de salud siguen adelgazando plantillas y sobrecargando al personal. Los ratios enfermeros/pacientes en España son ridículos y no olvidemos que esto pone en riesgo la salud y la seguridad de las personas que atendemos.
×